4 herramientas fundamentales para navegar por Internet con seguridad

Última actualización: 19.01.22

 

Las amenazas relacionadas con el uso de Internet son cada vez mayores. Por eso, es fundamental que a la hora de movernos por la red lo hagamos armados con las herramientas clave para que nada ni nadie afecte a nuestra seguridad en línea.

 

El auge de Internet es imparable. Hoy día, usamos la red a diario para comunicarnos con amigos y familiares, para hacer compras y realizar operaciones bancarias, para disfrutar de contenidos en streaming o para jugar con gente de cualquier parte del mundo. Un uso intensivo que ha causado el incremento de fraudes, estafas, virus y demás riesgos vinculados al uso de la red. Algo que ya no afecta solo a grandes redes, como las empresariales, sino que cada vez se enfoca más contra el usuario doméstico. Las claves de sus cuentas bancarias, de sus perfiles en redes sociales o su información personal se han convertido en un jugoso tesoro, que despierta gran interés entre los piratas informáticos.

Afortunadamente, si disponemos de las herramientas adecuadas, es fácil mantener nuestros datos y nuestra actividad online a salvo de estas amenazas. Hablamos de herramientas en las que merece la pena invertir, fáciles de usar, que no suelen alterar nuestra capacidad para usar la red y que vamos a detallarlas a continuación.

Antivirus 

El antivirus es la herramienta básica y fundamental que debe tener instalado todo ordenador o dispositivo que vaya a navegar por Internet. La presencia de los virus informáticos es cada vez más intensa y afecta a todo tipo de usuarios. Ya no se trata de infectar a las grandes empresas y corporaciones, sino que cualquiera puede ser víctima de un virus o un hacker. Algo que puede tener funestas consecuencias si consiguen hacerse con información personal sensible, cómo números de cuenta o nombres y contraseñas de cualquier red social. Todo ello sin olvidar riesgos como el secuestro de información, vía ransomware, o la pérdida de datos que puede causar un virus destructivo. 

Para evitar todos estos riesgos, es fundamental contar con un antivirus de calidad y debidamente actualizado. Este debe incluir opciones proactivas, que eviten que posibles virus pueden atacar al sistema durante nuestra navegación. También es clave que este antivirus no sea demasiado intrusivo y no consuma muchos recursos, lo que puede ralentizar el funcionamiento de nuestro equipo. Y si el antivirus incluye protección contra malware, aplicaciones espía y otros riesgos similares, mucho mejor.

 

VPN

Una VPN es otra herramienta básica para moverse en Internet con seguridad. Está se encarga de proteger tu actividad en línea, añadiendo una capa adicional de seguridad que impide que tu proveedor de servicios de telecomunicaciones o cualquier persona no autorizada accedan a tu información personal o tus datos de navegación. Su funcionamiento es sencillo y no perturba el uso que hagas de Internet en condiciones normales. Como extra, dado que una VPN también te permite cambiar tu ubicación geográfica, es muy práctica para acceder a contenidos en plataformas de streaming que no estén disponibles en tu país. 

Entre estos servicios de VPN actualmente disponibles, destacamos los de Surfshark, cuyo funcionamiento y comodidad son adecuados para todo tipo de usuarios. Además, si lo deseas, también tienes acceso a herramientas adicionales, como su antivirus y antimalware o su servicio de alerta de contraseñas filtradas. Complementos muy interesantes y que te darán aún más seguridad para moverte por la red sin riesgos.

 

Gestor de contraseñas 

Las contraseñas son otro de los elementos fundamentales a la hora de navegar por Internet. Precisamente por ello es fundamental que dispongamos de un buen gestor de contraseñas. Este tiene la ventaja de recordar todas nuestras contraseñas y nuestros nombres de usuario cuando accedemos a cualquier página web o servicio que requiera de su uso.

Una cuestión que no solamente es práctica, sino que también nos permite usar contraseñas complejas para aumentar nuestra seguridad. Si tenemos que escribir una contraseña a mano, seguramente optemos por usar las más sencillas y más fáciles de adivinar que las contraseñas complejas e ininteligibles que podemos utilizar si estás se almacenan y se cargan de forma automática. 

Lo mejor de todo es que muchos de estos gestores de contraseñas, como el que integra el navegador Chrome, incluyen un proceso de revisión de las mismas en búsqueda de posibles filtraciones. En caso de que nuestras contraseñas o nuestro nombres de usuario figuren en la base de datos que el gestor de contraseñas tiene para ver si estas han sido filtradas, la aplicación nos lo comunicará y nos instará a que cambiemos estas contraseñas por otras nuevas y seguras. Algo que supone una mejora considerable en nuestra seguridad online. 

Sentido común 

Cómo última herramienta para movernos con seguridad en internet, podemos recurrir a algo que todos los seres humanos traemos de serie: el sentido común. Esta herramienta es fundamental a la hora de evitar riesgos en la red, ya que nos permite detectar posibles fraudes y estafas, así como otros problemas similares. 

En la actualidad, son muchos los correos y contenidos que vemos en la red que solo pretenden robar nuestros datos o sacarnos dinero con engaños y fraudes. Lo mismo ocurre con esas maravillosas ofertas por las que podemos comprar alta tecnología a precio de saldo o realizar inversiones con las que obtendremos rendimientos increíbles de un día para otro. Todas son fraudes que solo quieren nuestro dinero.

Es fundamental que a la hora de navegar en internet seamos críticos con lo que vemos. Si añadimos este componente al resto de herramientas que hemos comentado, nuestra navegación en Internet será mucho más segura.

 

 

DEJA UN COMENTARIO

0 COMENTARIOS