Mejora la cobertura de smartphone cómodamente

Última actualización: 22.05.19

 

Nuestro smartphone se ha convertido hoy día en un dispositivo de uso común. Pero para que funcione correctamente, es necesario que el terminal cuente con una adecuada cobertura en todo momento. Algo que puede ser complejo en ciertas estancias de nuestro hogar, en la que las características de la construcción, la ubicación de las antenas o del router y otros elementos ajenos pueden causar no pocos problema a la hora  de lograr un rendimiento óptimo. Por suerte, en algunos de estos aspectos podemos contar con diferentes soluciones, de modo que sea más fácil lograr una cobertura adecuada para nuestro dispositivo incluso en las condiciones más complejas.

 

De qué coberturas estamos hablando

En este artículo vamos a ver tres tipos de cobertura diferentes, de las que dos dependen de nuestro operador y una tercera depende directamente de nosotros. La primera cobertura que vamos a tratar es la cobertura de voz de nuestro operador móvil. Una cobertura que va, en parte, de la mano de la cobertura de datos de este mismo operador. Esta segunda cobertura es variable, pudiendo ir desde la cobertura de datos básica a la más avanzada actualmente, que es el 4G, aunque poco nos queda para ver el 5G en nuestro móviles.

Finalmente, fuera de las coberturas del operador, tenemos que hablar de la cobertura de red WiFi que podamos conseguir en nuestro móvil. Un aspecto importante, dado que una cobertura adecuada nos permite ahorrar datos de nuestro plan y reducir este gasto, siempre que estemos en una zona de cobertura. Por eso también es clave que la capacidad de conexión WiFi que tengamos en casa sea lo más elevada posible.

 

La cobertura de red y datos

Dado que las coberturas de red y datos dependen de tu operador, este es uno de los apartados en el que no vamos a poder hacer demasiado. De todos modos, sí podemos hacer nuestros deberes previamente, verificando que la cobertura que el operador que tengamos previsto contratar nos dé la señal suficiente allí donde queramos usarla. Algo que debemos tener en cuenta tanto en nuestro domicilio como en cualquier otro lugar en el que tengamos previsto usar el terminal.

 

 

Para ello, es importante que no nos fiemos tanto de lo que nos dicen los comerciales a la hora de contratar y busquemos realmente la cobertura que podemos tener in situ. Esta cobertura puede verificarse de forma teórica, en los mapas y datos de cobertura que ofrecen los diferentes operadores en sus páginas web. No obstante, el ministerio de economía y empresa cuenta también con una página web, en la que es fácil encontrar las antenas móviles que los operadores tienen instalados cerca de la ubicación que les indiquemos. Una información ofrecida para verificar tanto coberturas como el contar con datos sobre si las mismas se sitúan adecuadamente a efectos de protección radioeléctrica.

Pero la mejor opción de todas es pasar a la práctica real, con la que sabremos exactamente cómo funciona cada operador en nuestro hogar. Este proceso de verificación requiere de un amigo o familiar que tenga un móvil con la compañía que queremos contratar, que será el que utilicemos para ver la cobertura que obtenemos. Para el tema de voz, salvo que estemos en zonas extremadamente remotas o alejadas de antenas, no deberíamos tener problemas. Pero para el tema de datos la cosa es más difícil. Así que no está de más darse un paseo con el móvil que nos han prestado por el entorno cercano, para verificar la velocidad y la cobertura de datos que podemos alcanzar en cada momento. Una labor en la que no hay más que ejecutar un test de velocidad y ver las velocidades que podemos lograr.

Por cierto, aunque son poco conocidos, existen amplificadores de señal para teléfonos móviles. Estos dispositivos tienen un funcionamiento similar al de un amplificador WiFi convencional, estando preparados para amplificar la señal de ciertas frecuencias y darnos una mayor potencia, tanto de datos como de voz. Una solución interesante para aquellas personas que residan en viviendas con una alta intensidad de bloqueo electromagnético y otros elementos que causen problemas en la cobertura.

 

La cobertura WiFi

En donde si tenemos más posibilidades es en lograr una cobertura WiFi adecuada. Si tenemos un router WiFi debidamente conectado a nuestro equipo ya contaremos con la cobertura adecuada para acceder a la red, por lo que si estamos cerca del router no deberíamos tener problemas para lograr altas velocidades de conexión.

El problema surge cuando nos alejamos del router. Si nuestra vivienda es grande o tiene varias plantas es posible que esta cobertura se vaya desvaneciendo a medida que nos alejamos del router. Un problema tan fácil de resolver como recurrir a uno de estos amplificadores. Lo mejor de todo es que la oferta actual de estos dispositivos es tan elevada que no tendremos problema en encontrar lo que necesitemos, ni por precio ni por cobertura.

 

 

Empezando por esta cobertura, los modelos convencionales pueden ampliar la señal en torno a los 10 o 15 metros desde la zona en que instalemos el mismo. Una zona que debe estar forzosamente dentro del rango de alcance de la señal, puesto que estos amplificadores precisan de cobertura de red para funcionar. Si necesitamos una mayor cobertura siempre podemos ir subiendo por la oferta de los diferentes fabricantes, en la que la capacidad de cobertura se incrementa. Una cobertura que se incrementa hasta los 200, 300 o incluso 500 metros de los modelos dotados con antena, que incluso cuentan con refuerzos para trabajar en interiores. Y si aún necesitamos más, algunos amplificadores y antenas llegan a los 10 kilómetros de alcance, aunque restringiendo considerablemente el ángulo de ataque de la señal.

No obstante, nos queda pendiente el problema de la cobertura en zonas alejadas. Es decir, como llevar cobertura a un lugar separado cuando el margen de la zona WiFi es estrecho o no ofrece potencia. Pues bien, para estos problemas no tenemos más que recurrir a un amplificador WiFi mediante PLC. Estos dispositivos usan la red eléctrica de nuestro hogar para llevar la señal, manteniendo además la alta calidad de una conexión cableada, así que es la solución óptima para exprimir al máximo toda la potencia y velocidad de internet que tengas contratada.

 

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (2 votos, media: 5.00 de 5)
Loading...