El Smart TV Box, la última moda para disfrutar de la televisión

Última actualización: 20.11.19

 

Pese a su aparente sencillez, la televisión es un producto que no para de evolucionar. Y cuando ese avance supone dejar atrás a parte de los modelos existentes, llegaron los Smart TV Box al rescate, para traer al siglo XXI cualquier viejo televisor plano.

 

Aunque nos parezca algo lejano, la televisión en España solo tuvo dos canales de televisión hasta los años 90, en que las televisiones privadas empezaron a emitir. Posteriormente, sería la llegada de la TDT, allá por el año 2005, la que ampliaría algo más la oferta de televisión que teníamos a nuestro alcance. Pero el mayor avance lo ha constituido la llegada de los Smart TV y el acceso a todo tipo de plataformas de streaming así como otros contenidos y servicios que, hasta entonces, no eran conocidos. De hecho hoy día siguen produciéndose nuevos lanzamientos de plataformas, contenidos y servicios, lo que nos demuestra la capacidad de la tecnología de reinventarse de forma continua.

Este cambio en la forma de ver la televisión implica también cambios en los dispositivos. La prueba la encontramos en cualquier tienda de productos de electrónica, en la que los Smart TV prácticamente han reemplazado a todos los televisores planos convencionales que podían tener a la venta. Estos modernos Smart TV copan prácticamente el mercado, quedando los televisores planos convencionales solo para aquellos usuarios que no necesitan de tanta tecnología y prefieren ahorrar un poco, al dejar de lado esas funciones que no van a usar.

Esto nos lleva a una segunda cuestión, que es la durabilidad de estos televisores. Hoy día, un televisor plano moderno puede durar tranquilamente 10 años en buen estado. Sin embargo, los televisores más antiguos no cuentan con estas funciones inteligentes, de modo que aún funcionando como deben, se han quedado obsoletos, tecnológicamente hablando. Por suerte, para aquellos usuarios que deseen traer su televisor a los tiempos actuales hay soluciones: los Smart TV Box.

 

 

Qué es un Smart TV Box

A pesar de su nombre tan particular, un Smart TV Box no es más que un dispositivo que ha sido diseñado para añadir a cualquier televisor las funciones inteligentes que tiene un Smart TV actual sin necesidad de hacer grandes cambios. El término Box que su nombre incluye se refiere a su diseño, similar al de un decodificador de TDT o de cualquier otro tipo de televisión actual, por lo que son dispositivos fáciles de colocar en cualquier parte y de conectar a nuestro televisor.

En su interior encontramos una especie de ordenador, que es el responsable de procesar los datos, cargar las aplicaciones y acceder a la red a la hora de ofrecernos los contenidos que queramos ver. El resultado se plasma en nuestro propio televisor, mediante las conexiones HDMI con las que suelen funcionar estos productos y que son ya comunes en los televisores, incluso en los más antiguos. Así que en la práctica, convertir un televisor convencional en un Smart TV es un proceso que no lleva más que unos minutos y que tiene un coste ajustado, dado que encontrar el mejor Smart TV Box de relación calidad precio no supone un coste mayor a unos 50 euros aproximadamente. Sin duda, un precio mucho más económico de lo que supondría tener que cambiar el televisor por otro nuevo.

 

Las ventajas de un Smart TV Box

La principal ventaja que nos ofrece un Smart TV Box es la posibilidad de contar con servicios de Smart TV en un televisor que no los tiene. Sin embargo, actualmente estamos viendo como muchos usuarios de Smart TVs incluso adquieren uno de estos equipos para sus televisores, lo que nos da muestra de las ventajas que este sistema ofrece a los usuarios.

La primera de estas ventajas es que el Smart TV Box generalmente funciona con Android, en sus diferentes versiones. Esto tiene la ventaja de ofrecer un entorno mucho más libre y abierto del que ofrecen muchos fabricantes de Smart TVs, que se preocupan de crear un sistema operativo propio pero luego no se ocupan de dar soporte y compatibilidad a las aplicaciones más usuales. Con este dispositivo eliminamos estos problemas, teniendo la posibilidad de instalar lo que queramos.

Una ventaja que va de la mano de un amplio catálogo de opciones, de modo que con un Smart TV Box podemos instalar juegos de Android, nuestras apps favoritas para ver nuestras redes sociales y cualquier otra app que sea de nuestro interés, por extraña o poco conocida que sea. Por tanto, la flexibilidad del Smart TV Box es muchísimo más elevada.

El Smart TV Box también se integra de una forma mucho más sencilla en nuestra red local, debido a las opciones de conectividad que incluye. Para conectar un Smart TV a nuestra red y acceder a los contenidos que tenemos en nuestro PC, por ejemplo, a veces hay que instalar aplicaciones, crear configuraciones complejas y pasar por un periplo molesto que, en el caso de los Smart TV Box, es tan sencillo como conectarse y acceder. Una simplicidad que agradecen muchos usuarios.

 

 

El futuro

En la actualidad, el mercado de Smart TV Box goza de una buena salud, como producto de moda. Algo a lo que ha ayudado la creciente oferta de plataformas de streaming, tales como HBO o Netflix, que ofrecen contenidos interesantes a los usuarios y los animan a equiparse con estos productos. Precisamente por eso, y también por una oferta de productos cada vez más amplia y a precios más atractivos, es probable que la presencia de estos dispositivos se incremente en nuestros hogares.

No obstante, conviene ser selectivos con lo que buscamos, a fin de apostar por un Smart TV Box de calidad, con la potencia, memoria y almacenamiento que necesiten nuestras aplicaciones y que no se acabe convirtiendo en un problema cuando lo usemos. Algo fácil de evitar con un buen trabajo de búsqueda y selección de dicho producto.

 

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (2 votos, media: 5.00 de 5)
Loading...