¿Cuál es el futuro del ordenador personal?

Última actualización: 19.06.19

 

En un mercado en el que cada vez tenemos más opciones y productos en lo que a computación avanzada se refiere, asomarse un poco al futuro puede ser complejo. Sobre todo si lo que pretendemos es fijarnos en el futuro del ordenador personal, el PC de toda la vida que lleva varios años acompañándonos sobre nuestros escritorios. Un proceso en el que resulta necesario también entender cuál es el momento actual de estos equipos, que hace poco tiempo ha sido capaz de superar la amenaza que los tablets y los nuevos dispositivos suponían para su supervivencia.

 

La amenaza de los tablets

En este contexto, hubo un tiempo relativamente reciente en el que muchos profesionales del sector apostaban por el fin del ordenador personal tal como lo conocemos. Una cuestión relacionada con el auge del tablet y del ordenador portátil como alternativas a la torre y el PC de siempre. Algo que incluso se reflejó en la presencia de dispositivos como los tablet PC, que eran mitad ordenador portátil y mitad tablet. De este planteamiento también tenemos la versión 8 de Windows, cuyo planteamiento estaba intensamente enfocado a un nuevo mundo sin PCs, en el que todos los dispositivos tenían propiedades táctiles en sus pantallas.

No obstante, el paso del tiempo ha demostrado que, tal como pasa con otros equipos, esta amenaza al final ha sido infundada. Hoy día seguimos encontrando torres de ordenador y PCs convencionales en el mercado conviviendo con los modelos portátiles en todas sus formas. Así que no resulta extraño que en este futuro el ordenador personal convencional siga teniendo futuro y un espacio en nuestro escritorio. No obstante, también seguimos viendo evoluciones dentro del sector portátil y otros híbridos particulares con los que algunos usuarios pueden reemplazar sus torres convencionales.

 

Ideas fallidas

Además de este planteamiento erróneo, también se han presentado algunos lanzamientos dentro del sector del PC convencional cuyo rendimiento no ha sido todo lo bueno que debería de ser. Entre estas ideas tenemos los famosos mini PC. Estos productos se lanzaron originalmente para cubrir un segmento del mercado en el que, con el paso del tiempo, se demostró que no había muchos clientes ni usuarios a los que acercarse.

La idea del mini PC era la de ofrecer un equipo extremadamente pequeño y con un buen rendimiento en labores básicas, tales como usos ofimáticos, navegación y similares. El problema surgió al encajar esta oferta dentro de la actual, en un calco de lo que vino pasando con los ultrabooks, esos portátiles con procesador Celeron y poca RAM que apenas servían para nada más que navegar y poco más.

 

 

Por si fuera poco, la llegada de los tablets, la telefonía móvil y los Smart TV Box, que venían a pelear directamente con este producto en su segmento, hacía bastante complicado que los modelos mini fueran competitivos. La prueba la tenemos en el hecho de que hoy día solo están presentes en el sector empresarial o profesional y en usos muy concretos, tales como las oficinas en las que no es preciso contar con más capacidad de la que estos modelos ofrecen.

 

El futuro cercano

Llegados a este punto, es momento de conocer algunas de las novedades que los fabricantes ofrecen a los usuarios dentro de este segmento pero en el mundo tangible. Es decir, que podremos tener en un plazo de tiempo breve.

Un segmento en el que una de las novedades que ya tenemos aquí son los nuevos procesadores i9 de Intel. Estos procesadores aceleran el rendimiento de cualquier ordenador, al tiempo que ofrecen una notable velocidad y un diseño multihilo que es interesante para todo tipo de usuarios. Algo a lo que se añade una memoria interna tipo SSD en el propio procesador, denominada Optane, que mejora aún más este rendimiento.

También son varios los fabricantes que siguen apostando por el potencial del mundo gaming. Un segmento que está tirando de la tecnología de forma notable, especialmente en procesamiento y gráficos, así que la llegada de nuevos elementos destinados a los más jugones seguramente siga siendo habitual. Aunque obviamente estas nuevas tecnologías también tiene la ventaja de ser útiles para quienes busquen un ordenador o una estación de trabajo de alta potencia en su día a día laboral. Por tanto, la demanda para este tipo de equipos está más que garantizada.

 

 

El futuro más lejano

Dejando de lado lo que hemos considerado como elementos actuales, nos encontramos también con productos e ideas que, aunque están en diversas fases de desarrollo, seguramente si tarden algo más en llegar a nuestros equipos. Entre ellas tenemos todo lo relacionado con la tecnología artificial. Un nuevo sistema que permite que nuestro ordenador aprenda de aquello que vamos haciendo y que adquiera nuevos conocimientos de una forma activa. Algo que se traduce en una nueva forma de controlar y acceder a todo lo que queramos desde el equipo.

Otro elemento interesante en el desarrollo del equipo es la nueva teoría relativa a la tecnología cuántica. Sin embargo, no hablamos de algo para todos los públicos sino para segmentos muy determinados, en los que la alta potencia de procesamiento sea imprescindible. Estos equipos disparan el rendimiento de los procesadores, aunque su inestabilidad y su alta demanda en lo que a condiciones de trabajo se refiere provocan no pocos problemas a la hora de implementar esta tecnología de forma masiva.

De todos modos, lo que sí tendremos en algo menos de tiempo es una oferta completa y eficiente, en la que se cubren las necesidades de cualquier tipo de usuario sin demasiadas complicaciones. Así pues, quienes precisen de un equipo básico y de coste reducido lo podrán encontrar. Y quienes quieran lo último de lo último en tecnología también tendrán la posibilidad de encontrarlo, a precios que cada vez serán más accesibles para todos. Todo es cuestión de esperar al momento idóneo para renovar nuestro equipo.

Por cierto, en este futuro también son cada vez más las empresas que vuelven con la vieja ideal del portátil polivalente, contando con dos pantallas en su diseño, como idea para desbancar al PC convencional de siempre. Prototipos presentados actualmente en el mercado y a precios elevados pero cuyo futuro, por ahora, es toda una incógnita.

 

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votos, media: 5.00 de 5)
Loading...