Cómo reducir los riesgos de seguridad de tu Smart TV

Última actualización: 19.08.19

 

Vivimos unos tiempos en los que prácticamente todos los dispositivos están conectados a la red. Algo que supone un buffet libre para los hackers y los creadores de virus, que tienen todo tipo de dispositivos a su disposición para hacer de las suyas. Si a esto le sumamos un contexto en el que el robo de datos se ha convertido en un gran negocio, tenemos todo lo necesario para que estos delincuentes busquen los dispositivos menos seguros para sus ataques.

Y entre estos dispositivos tenemos los Smart TV. Desde su lanzamiento en el año 2010, son muchos los casos que se han conocido de ataques a estos equipos, tanto mediante uso de código malicioso como mediante apps fraudulentas o ataques directos mientras navegamos. Por suerte, tanto los fabricantes como las empresas de seguridad han cogido el toro por los cuernos para empezar a responder como se debe a estos atacantes. Veamos pues cómo podemos proteger nuestro Smart TV frente a estos ataques malintencionados.

 

Configuración del dispositivo

Tanto dentro de las funciones de instalación como las de configuración de cualquier Smart TV, hay un apartado dedicado a la privacidad de nuestros datos. Una opción que, en caso de que la tengamos activada, puede compartir estos datos con terceros de una forma no deseable, lo que supone el primer problema de cara a proteger nuestra privacidad. Así que dejar desactivada esta opción es el primer paso recomendable para evitar que el televisor vaya repartiendo datos sin control. De hecho, esta función normalmente no implica problemas en el uso del televisor, así que tampoco perderemos nada al tenerla desactivada.

 

Las actualizaciones son fundamentales

Otro elemento clave es mantener nuestro Smart TV siempre actualizado. Estas actualizaciones son una fuente de seguridad que no cesa, dado que los parches que lanzan las marcas suelen cerrar brechas de seguridad y otros problemas similares. Para ejecutar estas actualizaciones, es recomendable que tengamos activada la opción de actualizaciones automáticas, que se encarga del trabajo duro y vigila por nosotros en búsqueda de novedades. Si no la tienes activada, tendrás que recurrir a las actualizaciones manuales, a través del menú de configuración.

 

 

Por cierto, aunque hemos hablado del sistema operativo, también es necesario mantener actualizadas el resto de aplicaciones que tengamos en nuestro Smart TV. Y es que estas aplicaciones también pueden ser una fuente de problemas y ataques, así que no está de más mantener las mismas debidamente actualizadas para cerrar puertas a posibles atacantes.

 

Mucho ojo con las descargas

Tal como pasa con los móviles o los ordenadores, también es clave tener las máximas cautelas a la hora de descargar aplicaciones o complementos en nuestro Smart TV. Y es que la presencia de apps dudosas con funciones muy llamativas está a la orden del día. Por eso conviene realizar las descargas desde las tiendas oficiales que el fabricante de nuestro Smart TV pone a nuestra disposición.

Estas precauciones deben extremarse en caso de tener un Smart TV basado en Android, dado que en este sistema no se tiene la misma protección que la tienda de Samsung o LG, por ejemplo. Y salvo que lo hagas desde las páginas oficiales, no deberías descargar ninguna app de una página de terceros, puesto que nada nos garantiza que no estemos bajando una aplicación con contenido fraudulento que abra un agujero de seguridad en nuestro Smart TV.

Esto es especialmente importante con aquellas aplicaciones que nos prometen acceder a contenidos que no pagamos o a activar funciones del televisor que no tenemos disponibles. Estas son las aplicaciones de las que debemos desconfiar con mayor intensidad, pues en todos los casos seguramente sean aplicaciones scam cuyo único objetivo es hacerse con nuestros datos y crearnos problemas. Y el problema es que muchas de ellas pueden estar presentes en las tiendas oficiales, al menos hasta que son detectadas y eliminadas de las mismas.

 

Cuidado con donde navegas

En línea con nuestro último consejo, también es conveniente tener cuidado de por donde nos movemos desde el navegador de nuestro televisor. Tal como ocurre con nuestro ordenador, el navegador del Smart TV puede ser víctima del código malicioso insertado por un atacante para acceder a nuestro televisor, ejecutar programas de forma remota o robar nuestros datos.

 

 

Una vulnerabilidad aún más importante si tenemos en cuenta que en algunos Smart TV antiguos no es posible actualizar el navegador a las versiones más actuales debido al entorno cerrado en el que el mismo se encuentra.

Este último problema podría resolverse con la descarga y uso de un navegador diferente al instalado originalmente por el fabricante del Smart TV, aunque de nuevo nos tenemos que enfrentar a las limitaciones que este nos imponga en el camino. Así que mientras tanto, tendremos que extremar las precauciones a la hora de navegar, procurando hacerlo siempre por páginas seguras y que sean conocidas por estar libres de amenazas para nuestro Smart TV.

 

Uso del antivirus

Hemos dejado este apartado para el final porque, en la actualidad, no es algo que esté al alcance de todos los usuarios de Smart TV. Y es que el sistema cerrado que muchos fabricantes implantan en sus televisores es una fuente de problemas para los desarrolladores de antivirus para Smart TV, dado que no disponen de todos los elementos necesarios para que sus aplicaciones trabajen correctamente en estos entornos.

De hecho, la única aplicación antivirus para Smart TV existente en el mercado a día de hoy es la que ha diseñado la empresa de seguridad Eset y que solo está disponible para dispositivos con sistema Android. Este antivirus es una versión adaptada a este entorno para los equipos que usan este sistema operativo, siendo similar a la que la empresa ofrece para otros dispositivos de Android.

No obstante, la misma ha sido modificada para centrarse en los problemas de seguridad que tienen los Smart TV. Por cierto, esta app sirve tanto para los Smart TV como también para los Smart TV Box, por ser similares los riesgos de seguridad que tienen estos equipos.

 

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (2 votos, media: 5.00 de 5)
Loading...